Doctora Juguetes Wiki
Advertisement

Una ballena especial (Una ballena divertida en castellano) es la segunda parte del décimo quinto episodio de la primera temporada de Doctora Juguetes. Doc regresa de un gran viaje al acuario donde trae de la tienda de recuerdos a un juguete muy especial, Lula la ballena, de quien Doc presume desde un comienzo que se trata de un juguete muy grande. No obstante, recién salida de la caja Lula es más pequeña que cualquier otro juguete que tenga Doc en la clínica, pero esta ballena esconde un secreto que le permite ser mucho más grande de lo que cualquier otro juguete haya deseado, aunque ella tendrá que ser muy paciente si lo quiere lograr.

Sinopsis[]

Doc regresa a la clínica con todos sus juguetes luego de haber visitado el acuario y anunciándoles a todos que tiene un nuevo juguete, uno de una ballena y que a todos les va a gustar. Todos se encuentran a la espera de un juguete tan grande que no conseguirá ni siquiera entrar a la clínica, pero son sorprendidos ante una diminuta ballena de pocos centímetros de altura que Doc deja en el suelo. Aunque no es lo que esperaban, Doc les explica que Lula es un juguete especial que se va haciendo más grande al permanecer el tiempo suficiente en el agua, ya que está hecha de esponja. Lula se siente impaciente de crecer lo más pronto posible y dado a que su crecimiento es un proceso extremadamente lento debe tener mucha paciencia para llegar a un buen tamaño.

Doc le hace un chequeo de bienvenida a Lula para comprobar que se encuentra muy bien y además registrar su altura inicial. Pronto Doc la introduce en agua para que pueda comenzar su crecimiento, pero esto no ocurre de un segundo al otro como tan ansiosamente estaba esperando Lula, es por ello que Doc le diagnostica con "Síndrome de quiero ser grande". Aún así, con el apoyo de sus nuevos amigos ella tiene la suficiente paciencia y ánimos para esperar el tiempo necesario y tras algunos minutos en el agua Doc vuelve a comprobar su altura para evidenciar que es varios centímetros más alta. Lula ya no se siente mal por ser un juguete de inicio tan pequeño y tiene los ánimos más que suficientes para continuar creciendo aún más.

Lula pasa toda la noche en agua en la clínica y a la mañana siguiente Doc y los juguetes se encuentran con que ella ha crecido tanto que ha tenido que mudarse a la pecera del consultorio ya que tiene un tamaño muy superior a cualquier otro juguete que haya tenido o tenga Doc. Lula entonces entiende que valió muchísimo la pena el haber esperado.

Canciones[]

Advertisement